Pruebas

Mazda MX-5 Miata un emblemático deportivo descapotable, que no está diseñado para ser funcional o práctico

A diferencia de la mayoría de automóviles del mercado actual, el Mazda MX-5 Miata no está diseñado para ser práctico o funcional. No ofrece la última tecnología ni mucho confort, y solo cuenta con dos plazas. En cambio, este pequeño automóvil descapotable está diseñado para una sola cosa: el disfrute de la conducción.

Su dirección precisa, su comportamiento ágil y su tracción trasera te harán recorrer con una gran sonrisa las sinuosas carreteras. Los modestos 181 caballos de fuerza del Miata no te llevarán a la victoria en una carrera de aceleración. Pero este deportivo no está hecho para competir en línea recta.

Estilos y opciones

El Mazda MX-5 Miata es un pequeño descapotable biplaza disponible en tres modelos: Sport, Club y Grand Touring, este último fue el que probé.

Potencia y transmisión

Cada uno cuenta con un motor de cuatro cilindros y 2,0 litros (181 caballos de fuerza y 151 libras pie de torque) que impulsa las ruedas traseras a través de una transmisión manual de seis velocidades de serie.

La transmisión automática de seis velocidades es una opción disponible en el modelo Grand Touring.

Diseño interior

El elegante diseño de la cabina maximiza el espacio ordenado y prioriza la diversión al conducir. La mayoría de los controles son de fácil acceso debido a la pequeña cabina.

El control del sistema de infoentretenimiento está incómodamente ubicado. Pero los controles redundantes de la pantalla táctil reducen este problema. Los portavasos también están colocados de forma incómoda lo que dificulta el acceso a las bebidas.

Los conductores que superen 1,80 metros notarán la falta de espacio para la cabeza y las piernas. Además, el espacio para los pies del pasajero es más reducido que el del conductor. Por lo que los pasajeros más altos no podrán estirar completamente las piernas, incluso empujando los asientos hacia atrás. La escasez de espacio es el principal inconveniente de este interior. Aunque no es especialmente sorprendente.

Una de las mejores características de un Miata con techo blando es lo rápido que se puede desplegar y recoger la capota. Al ser manual, no cuenta con un accionamiento eléctrico. Pero es bastante sencillo de manejar.

No es práctico, pero era de esperarse

No se debe esperar que un descapotable biplaza sea práctico, por lo que la limitada capacidad de carga del Miata no debería sorprender. El maletero del Miata tiene solo 4,6 pies cúbicos. Lo que significa que no es adecuado para viajes largos que requieran más que un equipaje por pasajero.

El espacio es suficiente para llevar equipaje de mano o algunas bolsas de la compra. Sin embargo, a diferencia de los descapotables más grandes, no cuenta con asiento trasero para utilizar como espacio de carga. Ni siquiera cuenta con una guantera. En su lugar, el Miata solo tiene un pequeño compartimento entre los asientos que actúa como área de almacenamiento principal para objetos como teléfonos inteligentes, carteras o bolsos pequeños.

Hay espacio suficiente para un niño pequeño en un asiento orientado hacia adelante o en un elevador. No cuenta con anclajes para sillas de auto ni puntos de anclaje superiores.

Tecnología

Un Miata debe equilibrar la pureza de conducción con la necesidad del conductor de contar con tecnología moderna de conectividad y seguridad. Cuenta con dos puertos USB de serie, así como Android Auto y la integración de Apple CarPlay para teléfonos inteligentes.

También cuenta con una impresionante lista de características de asistencia al conductor, siendo el sistema de alerta de punto ciego particularmente útil si se opta por tener la parte superior hacia arriba.

El sistema de audio Bose de nueve altavoces llena bien la cabina de sonido y compite eficazmente con el ruido ambiente. Los controles de voz son limitados a un menú de comandos en pantalla, pero el sistema reconoce bien la voz del usuario.

La navegación disponible funciona de forma aceptable, pero es bastante básica en cuanto a alcance y diseño.

Seguridad

Entre las características de seguridad de serie del MX-5 se incluyen limpiaparabrisas con sensor de lluvia, faros adaptativos automáticos, alerta de cambio involuntario de carril, sistema de vigilancia del ángulo muerto, asistencia inteligente al frenado en la ciudad y alerta de tráfico cruzado trasero.

En carretera

La última mejora de Mazda para el Miata es lo que denominan Control Postural Cinemático. Se trata de un sistema de vectorización del par basado en los frenos que, según Mazda, debería ayudar al vehículo a girar en las condiciones de conducción más desafiantes, aunque el nuevo sistema no me impresionó mucho durante mi prueba.

A pesar de ello, el Miata es un automóvil deportivo ligero, ágil, preciso y fácil de conducir, incluso cuando se lleva al límite.

Los pequeños roadsters biplaza no son conocidos por su comodidad. Pero el Miata resulta sorprendentemente viable en el uso diario. Los grandes baches en la carretera son evidentes, ya que el Miata tiende a chocar contra pavimentos en mal estado. Pero las pequeñas imperfecciones son mucho más sutiles.

Los asientos del Miata son una de las fortalezas del interior, ya que son cómodos y acogedores, y la calefacción de los asientos funciona de maravilla para calentarse en los días fríos.

Una desafortunada realidad del Miata es su considerable cantidad de ruido del viento. La cabina puede resultar muy incómoda con la capota puesta en la autopista, siendo necesario en ocasiones elevar la voz para hablar con los pasajeros.

Conclusión

En un mundo de automóviles cada vez más complejos en cuanto a altas prestaciones. El Mazda MX-5 Miata, refrescante, puro y elemental, demuestra que no es necesario ir más rápido para pasar un buen rato.

No es perfecto y presenta una serie de compromisos evidentes en lo que respecta a la usabilidad diaria. Pero eso no es lo que se busca al adquirir un Miata. En el mundo de los automóviles deportivos, el Miata ofrece las emociones y alegrías que cualquier conductor entusiasta busca. Y eso es lo que lo hace tan querido.

Precio: Desde US $ $31,473
Consumo: 22 mpg ciudad – 27 mpg carretera

To Top