Noticias

Mercedes-AMG SL63 S E Performance, nueva dimensión de potencia

La división de alta potencia del fabricante alemán ha dado a conocer el vehículo más enérgico de la serie SL: Mercedes-AMG SL63 S E Performance. Este extraordinario convertible toma forma gracias a un motor V8 de 4.0 litros con doble sobrealimentador. El cual produce 816 caballos de fuerza y 1,047 libras-pie de par. Cifras más que suficientes para impulsarlo de 0 a 62 millas por hora en 2.9 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 197 mph.

Se une al motor de combustión interna un sistema eléctrico que consta de un propulsor eléctrico alimentado por un paquete de baterías de 400 voltios y 6.1 kilovatios-hora desarrollado por AMG. Estas baterías permiten al Mercedes-AMG SL63 S E Performance una conducción completamente eléctrica de 8 millas. En términos numéricos, el bloque de combustión genera 612 caballos de fuerza por sí solo. Mientras que el motor eléctrico aporta 204 caballos de fuerza.

Mercedes-AMG SL63 S E Performance

AMG ha adaptado la aerodinámica activa del SL para lograr que el auto se adhiera al suelo a partir de velocidades de hasta 50 mph. . Foto: Mercedes-AMG

Mercedes-AMG SL63 S E Performance, aerodinámica completa

AMG ha ajustado la aerodinámica activa del SL para lograr que el vehículo se mantenga pegado al suelo a partir de velocidades de hasta 50 mph. Con esta tecnología, se reduce la elevación del eje delantero. Además, se ha mejorado la electrónica del alerón. La cual ahora dispone de cinco nuevas posiciones.

Para detener este automóvil contamos con un sistema de frenos cerámicos con pinzas de bronce, de seis pistones en la parte delantera y un pistón en la trasera. Los rotores delanteros miden 16.5 pulgadas, mientras que los traseros tienen 15 pulgadas. El conjunto se complementa con rines de aleación ligera AMG de 20 pulgadas de radios múltiples. De 9.5 pulgadas de ancho en la parte delantera y 11 pulgadas en la parte trasera.

Algunos detalles específicos de este modelo incluyen:

  • La tapa del puerto de carga en el parachoques trasero.
  • Nombre del modelo resaltado en rojo.
  • Insignias E Performance en los guardabarros.
  • Tubos de escape gemelos trapezoidales estriados.

Mercedes-AMG SL63 S E Performance

Dentro del vehículo, esta variante electrificada del SL posee asientos deportivos AMG. Foto: Mercedes-AMG

Interior

En el interior, esta versión electrificada del SL incluye asientos deportivos AMG. Los cuales también se pueden adquirir opcionalmente con asientos deportivos que tienen reposacabezas integrados. El revestimiento está elaborado en cuero Nappa. El sistema de infoentretenimiento MBUX viene acompañado con pantallas y funciones específicas de AMG.

Si por alguna razón este automóvil no es de su gusto, buenas noticias, el programa Manufaktur de Mercedes-Benz ofrece un servicio de personalización integral. A través del cual se puede modificar tanto el exterior como el interior del vehículo.

Por otra parte, la dirección activa en el eje trasero es estándar. Al igual que el sistema de tracción integral AMG Performance 4Matic+ y la suspensión AMG Active Ride Control con estabilización de balanceo semiactiva. La cual reemplaza la barra estabilizadora convencional. Además, el sistema de frenado regenerativo posee cuatro niveles de recuperación, junto con la opción de conducción de un solo pedal.

To Top