Noticias

Rolls-Royce Black Badge Cullinan ‘Blue Shadow’, edición especial

Rolls-Royce Black Badge Cullinan ‘Blue Shadow’ tendrá una producción limitada. Foto: Rolls-Royce

En su última creación, Rolls-Royce ha revelado el exclusivo Black Badge Cullinan Blue Shadow, una interpretación que busca explorar la belleza y el misterio del universo. Para esta edición especial, los diseñadores de la prestigiosa marca británica se han inspirado en la Línea de Kármán, el límite invisible situado a 62 millas sobre la superficie terrestre, donde finaliza la atmósfera terrestre y comienza el espacio exterior.

La primera característica que destaca es el atractivo color exterior “Polvo Estelar Azul”, único para esta versión, el cual, según la compañía, captura el profundo azul de las capas superiores de la atmósfera terrestre. El acabado de las placas térmicas, empleadas para proteger a las naves espaciales al reingresar a nuestra atmósfera, se refleja en los detalles de la parrilla satinada y en los adornos de las defensas.

Rolls-Royce Black Badge Cullinan Blue Shadow, algo más que un modelo exclusivo

Usando materiales comunes en naves espaciales, la icónica estatua del “Espíritu del Éxtasis” ha sido creada mediante técnicas de impresión 3D en titanio, cubierto con una capa de laca azul que añade iridiscencia, a la vez que revela la textura del titanio. Los emblemas Black Badge y el nombre “Blue Shadow” de esta edición especial han sido grabados en la base de la estatua y rellenados con tono azul Charles.

Rolls-Royce Black Badge Cullinan 'Blue Shadow'

El extraordinario exterior, pintado a medida en “Polvo Estelar Azul”, capta el profundo azul. Foto: Rolls-Royce

El panel de instrumentos presenta un tono azul característico que evoca la línea de Kármán, donde el límite visible de la atmósfera se disipa en la oscuridad del espacio. Este tono se ha logrado mediante seis capas de pintura, combinando cinco matices azules con un tono negro especial para producir un efecto tridimensional. Una capa de acabado transparente, con partículas de vidrio azul y transparente, agrega profundidad y brillo. El panel se completa con un reloj hecho a medida, con detalles anodizados en azul claro y grabado “Blue Shadow”.

Además, Rolls-Royce ha incorporado un detallado bordado inspirado en la Luna, rodeado de una serie de “estrellas” que simbolizan la superficie lunar con sus cráteres en tres dimensiones. Este diseño incorpora cinco colores diferentes de hilo, cada uno aplicado con una técnica única para producir una textura especial. El bordado, que consiste en 250,000 puntadas individuales y tardó dos días en completarse, se complementa con el famoso techo de cabina “Starlight Headliner” con 1,183 luces representando las estrellas, 799 blancas y 384 azules.

Por primera vez en Rolls-Royce, los asientos delanteros y traseros presentan un revestimiento especial perforado, inspirado en la vista terrestre desde el espacio. Con una multitud de pequeñas perforaciones en el cuero, el patrón evoca la impresión de nubes cambiantes que se desplazan sobre los continentes y océanos.

El Rolls-Royce Black Badge Cullinan Blue Shadow estará disponible exclusivamente a través de los concesionarios privados de la marca, limitado a solo 62 unidades en todo el mundo, en honor a cada milla desde la Tierra hasta la Línea de Kármán.

To Top