Mas

Volkswagen EA276 (1969), el automóvil que podría haber sido el primer Golf

El triunfo del Volkswagen Golf es un hecho indiscutible. El líder de los automóviles compactos se introdujo en el mercado en 1974. Y, después de casi 50 años en servicio y ocho generaciones más tarde, continúa siendo uno de los modelos de referencia en su categoría. De hecho, sentó las bases para que muchos otros fabricantes se aventuraran a apostar por este segmento de mercado. El cual ha reportado tantas ventas durante décadas en Europa.

Sin embargo, la situación podría haber sido muy distinta si Volkswagen hubiera optado por otro enfoque al diseñar el automóvil que tenía la complicada tarea de suceder al Volkswagen Type 1. En 1969, la empresa alemana ya estaba trabajando en el reemplazo del Escarabajo. Para esto, desarrollaron una serie de prototipos en los que debía basarse el modelo de producción definitivo.

volkswagen ea276 1969
Volkswagen EA276 (izquierda), Volkswagen Golf Mk1 (centro) y Volkswagen EA266 (derecha)

En los años 60, Volkswagen encargó a Porsche el desarrollo de un nuevo automóvil. Y, en 1967, se presentó el Volkswagen EA266 diseñado por Ferdinand Piëch. Este automóvil compacto contaba con motor trasero, pero situado en una posición más baja y de forma longitudinal. Lo que permitía tener un maletero en la parte trasera también.

Volkswagen EA276 (1969), el automóvil que podría haber sido el primer Golf

Casi al mismo tiempo que se desarrollaba el EA266, Volkswagen adquirió NSU. Empresa que terminaría formando parte de Audi tras su asociación con Auto Union. la cual tenía estrechos vínculos con Fiat. Por lo tanto, NSU tenía experiencia en el desarrollo de automóviles con motor delantero y tracción delantera. Convirtiéndose así en la base de lo que terminaría siendo el protagonista de este artículo, el Volkswagen EA276 de 1969.volkswagen ea235a

Volkswagen EA235A

Este prototipo de automóvil compacto contaba con motor delantero y tracción delantera. La cual era una de las premisas de Volkswagen para la creación del Golf. Presentaba un estilo bastante anguloso, con volúmenes rectos y formas cuadradas. El frontal tenía una parrilla con faros cuadrados y un parachoques adicional. Mientras que los laterales tenían los característicos pasos de rueda acampanados que también tenía el Golf Mk1 y ventanillas delanteras con una sección frontal fija.

Sin embargo, a pesar de los esfuerzos iniciales de Volkswagen, que incluso llegó a desarrollar otros prototipos basados en el EA276, como el EA235A que ilustra este artículo, el proyecto no llegó a buen término.

volkswagen ea276 1969

La compañía finalizó estas líneas de investigación y encomendó a Giorgetto Giugiaro la creación de un nuevo prototipo. El reconocido diseñador italiano, en cierta medida influenciado por el Volkswagen EA276, diseñó lo que se transformaría en el primer Golf de la historia en 1974.

A pesar de la similitud entre el concepto de Giugiaro y el Golf de producción en serie, Volkswagen introdujo algunos ajustes importantes. Los más evidentes se observan en la parte delantera. Donde la compañía alemana modificó la parrilla para instalar una de ancho completo que permitiera sustituir los faros rectangulares ideados por Giugiaro, por unas modestas ópticas redondas mucho más asequibles y sencillas. Pero que se convertirían en una parte esencial de la imagen frontal del emblemático hatchback alemán.

To Top